Architect

Angela-Dapper Foto: Colin Thomas

El monumento prehistórico Stonehenge es una de las atracciones turísticas más famosas de Inglaterra. Alrededor de un millón de personas visita el mítico círculo de piedra cada año. El premiado nuevo centro de visitantes ofrece información acerca de su historia y de la investigación. La responsable de su diseño fue la arquitecta Angela Dapper, asociada sénior del despacho Denton Corker Marshall de Londres. En esta entrevista explica los retos a los que tuvo que enfrentarse durante la planificación de la acústica de recintos.

Centro de visitantes de Stonehenge, Amesbury, Reino Unido

Foto: Peter Cook

Besucherzentrum Stonehenge Centro de visitantes de Stonehenge, Amesbury, Reino Unido, Foto: Peter Cook
  • Sra. Dapper, en el Centro de Visitantes de Stonehenge ha optado por utilizar, sobre todo, materiales como el hormigón y el vidrio. ¿Esta elección no le planteó una dificultad especial desde el punto de vista acústico?

A. Dapper: Absolutamente. El centro de visitantes registra niveles de ruido muy elevados cada día. El acabado también tiene que ser muy resistente debido al gran número de visitantes. Esta es la razón por la que combinamos diferentes materiales para cada una de las áreas del centro. Por ejemplo, en la cafetería y en la tienda utilizamos superficies duras, como suelos pulidos de hormigón y acristalamiento, con techos acústicos. Por otra parte, cubrimos el revestimiento de madera de castaño con fieltro acústico.

  • ¿Cómo tomaron la decisión de mezclar diferentes materiales? ¿Qué tipo de ambiente acústico querían crear?

A. Dapper: El Centro de Visitantes tiene que poder soportar días con una afluencia masiva de visitantes y días menos concurridos. Así que diseñamos los materiales acústicos de manera que se adaptaran a ambas situaciones. Para ello, es necesario concebir la solución acústica como parte integrante de la estructura del edificio. Al final nos decidimos por el sistema StoSilent Distance A2 (antes llamado StoSilent A-Tec Panel).

  • ¿Por qué optaron por esta solución?

A. Dapper: Gracias a su estructura monolítica y sin juntas, el sistema absorbe una cantidad extraordinaria de sonido. Esto significa que el elevado nivel de ruido que generan las salas abiertas y las superficies duras se compensa con el techo acústico especial y el fieltro acústico instalado tras el revestimiento de la pared. Las superficies de exposición, en cambio, no están tan abiertas y tienen más separaciones, que están conectadas con el techo acústico especial. Esto permite reducir la transmisión del ruido.

  • ¿En qué fase de la construcción empezó a planificar la solución acústica?

A. Dapper: En este caso, el techo acústico se incluyó ya en un estadio muy inicial de la planificación. De este modo nos pudimos asegurar de que el techo fuera capaz de compensar el sonido reflejado por los materiales duros y robustos de las paredes y el suelo.

  • ¿Cómo enfocó la planificación del sistema acústico?

A. Dapper: En primer lugar, un asesor acústico determinó los niveles sonoros adecuados y las separaciones entre las distintas áreas. Esta información nos sirvió de base para realizar el diseño acústico y, junto con Sto y los fabricantes de otros materiales acústicos, desarrollamos soluciones adecuadas.

  • ¿Y cómo lidiaron con el diseño?

A. Dapper: Para nosotros era muy importante encontrar productos que también armonizaran con la paleta de materiales sencillos y discretos utilizados en todo el edificio. Con el revestimiento StoSilent Decor M (antes llamado StoSilent Superfein) conseguimos una superficie texturizada clara de color blanco natural que encajaba a la perfección con la estética discreta del edificio.

Contacto


Consulte nuestro catálogo y el folleto de referencias para obtener más información acerca de StoSilent. O concierte una cita con nosotros.